Información

Latest Comments

Tips para elegir tu plancha ideal

Tips para elegir tu plancha ideal

Muchas veces el precio y la confianza hacia una marca suelen ser los únicos factores considerados al elegir un electrodoméstico. No obstante, para artículos de uso específico, como una plancha, existen otras características a tener en cuenta que pueden marcar la diferencia.

Lo primero que debemos saber al comprar una plancha es para qué tipo de ropa la utilizaremos. Una básica cuenta con una suela de metal y un mecanismo para regular la temperatura. Estas son económicas pero no poseen la función a vapor, por lo que requieren el uso de dispensadores de agua para complementar el tratamiento de las prendas más delicadas.

La mayoría de las planchas actuales del mercado, sin embargo, son a vapor y cuentan con entradas para el agua. Estas permiten trabajar de mejor forma la arrugas y funcionan muy bien con telas como el algodón y el lino. Algunas incluso incluyen la función de cable retráctil.

Otra de las alternativas del mercado es la vertical, usada comúnmente en tintorerías. Este modelo posee las mismas funciones que una a vapor tradicional, pero ofrece la ventaja de que no necesita estar en posición horizontal para ser utilizada. Es especialmente útil para prendas colgadas como trajes y cortinas. Esta opción permite trabajar la ropa de manera más rápida que a través del planchado tradicional. Su precio suele ser un poco más caro que el de las alternativas anteriores.

La última opción disponible corresponde al planchado delicado que incluyen dispensador de agua, controles de temperatura fácil, apagado automático y cable retráctil. La placa base de estos dispositivos posee una superficie antiadherente, que funciona en todas las telas. Además cuenta con múltiples salidas de vapor para un contacto homogéneo con las prendas. Están destinadas tanto al uso de textiles de alta resistencia como de aquellas de alta sensibilidad. Estos modelos suelen ser los más caros.

Más allá de estas diferencias, hay otros factores que te pueden servir al momento de comprar una plancha:

1) Plancha metálica: debido al desgaste que pueden sufrir con el uso, estos implementos deben contar con una suela sólida que sea resistente a rayados, sin perder suavidad al contacto con las prendas. El aluminio y el acero funcionan bien en ambos sentidos y la cerámica ofrece una mayor duración. La cantidad de orificios y su distribución también pueden ser importantes para lograr un planchado uniforme.

2) Potencia: esta característica es fundamental al elegir un buen modelo. La potencia determina qué tan rápido calentará el agua y cuánto vapor generará, lo que ayudará a que obtengamos un mejor planchado. Elige una que posea al menos 1.500 w.

3) Depósito de agua: para un hogar compuesto por una familia grande es recomendable contar con una plancha que posea una entrada de agua amplia y un capacidad de 300 a 350 mm.

4) Antigoteo: muchos modelos actuales cuentan con sistemas para evitar la caída de líquido cuando se utilizan en posición vertical, no obstante siempre es conveniente revisar que posean esta función para evitar las manchas después del rociado con agua.

5) Peso: puede sonar obvio pero no debe pasarse por alto, el peso de la plancha debe ser ligero, especialmente cuando se manipulan altas cantidades de ropa. Esto es para evitar problemas a la espalda u otras molestias físicas.

6) Seguro: algunos dispositivos poseen un sistema de seguridad que regula la temperatura, identificando automáticamente la mejor para cada tipo de material. En este sentido también hay algunas planchas que se apagan después de permanecer inmóviles por 30 o 60 segundos.

7) Empuñadura: existen modelos que cuentan con asas ergonómicas que se adaptan a la mano y así facilitan el planchado.

8) Cable: la mayoría de las planchas poseen mecanismos de rotación de cable, la diferencia está en el ángulo que permiten que puede ser de 180 o de 360 grados. Por supuesto que estas últimas poseen mayor movilidad. Otro punto importante es que la extensión del mismo sea de al menos dos metros para facilitar el desplazamiento del aparato.

9) Autolimpieza: muchos de los modelos actuales vienen con una función de autolimpieza que permite el cuidado del dispositivo a través de un chorro de aire que emerge de los conductos de vapor. Esto ayuda a evitar que la suciedad y las partículas de cal afecten a nuestras prendas en un próximo planchado.

Precio, marca, duración, peso, suela: factores para seleccionar una buena plancha hay por montones. Y aunque puede ser difícil encontrar la mejor, procura elegir aquella que se adapte más a las necesidades de tu hogar.

Fuente: un, dos, trend

29 Comments

Leave a Reply

* Name:
* E-mail: (Not Published)
   Website: (Site url withhttp://)
* Comment:
Type Code